Hermana de Britney Spears luchó contra tabú por ser madre adolescente

Foto: Instagram
Jamie Lynn Spears

Jamie Lynn Spears se sinceró sobre lo que fue ser madre a los 17 años.

La ex estrella infantil Jamie Lynn Spears recordó en una nueva entrevista como fue ser madre en la adolescencia. La hermana menor de Britney Spears decepcionó a sus fans y productores en 2008 tras quedarse embarazada de su hija Maddie, de su antigua relación con su ex novio, Casey Aldrigde.

Ella tenía 17 años en la época y protagonizaba la serie de Nickelodeon, Zoey 101, y acabó perdiendo el programa por el embarazo.

Jamie admite que al principio luchó con el tabú sobre las madres adolescentes, y temía que no sabría cuidar a su hija.

“Me quedaba insegura a veces, porque siempre era la madre más joven en el lugar”, Jamie Lynn dijo al sitio Dopple. “Yo aprendí muy rápido que ser una madre buena y competente no tenía nada que ver con la edad. Conocí a las mejores y más maravillosas madres, que tenían de 20 a 50 años, bien nuevas o más viejas, y todo se trata de amor” .

La cantante y actriz, hoy con 27 años, intenta aconsejar a las mujeres que pasan por la misma situación: “No se compare a otra madre o a cualquier otra persona. Cada niño es diferente, entonces cada madre es diferente… acepte consejos, pero siempre confía en sus instintos y en lo que ellos te dicen, más que cualquier otra cosa” , justifica.

Jamie Lynn es madre de dos niñas. Dio a luz su segunda hija, Ivey, en abril del año pasado con su marido, Jamie Watson.