Otorgan orden de restricción a hijos de Britney Spears

Britney Spears y sus hijos Sean Preston y Jayden James

El abuelo de los jóvenes, Jamie Spears, no podrá acercarse a sus nietos mientras la policía investiga supuesto maltrato.

Los hijos de Britney Spears obtuvieron una orden de protección contra su abuelo luego de un supuesto incidente violento el mes pasado.

Al padre de la cantante, Jamie Spears, se le ha prohibido tener contacto con los muchachos, según los documentos presentados en el condado de Los Ángeles por el abogado de su padre Kevin Federline, Mark Vincent-Kaplan.

Según los informes publicados por ‘The Blast’, el ex marido de Britney alertó a la policía sobre un incidente que tuvo lugar mientras sus dos hijos, Sean, de 13 años, y Jayden, de 12 años, se alojaban con su madre el 25 de agosto.

Los abogados que representan a la ex pareja han estado resolviendo los cambios en el acuerdo de custodia, y justo antes de que estallara la noticia del drama familiar, se confirmó que Britney y su equipo legal habían acordado otorgar la custodia legal completa al padre de los niños.

El tiempo de visita de Britney con sus hijos continuará siendo monitoreado, pero su padre ya no puede ser el monitor.
Britney también ha sido despojada de visitas nocturnas.

La policía en el condado de Ventura, California, está investigando al padre de Britney después de las afirmaciones de que derribó una puerta y sacudió violentamente a uno de los niños.