La Reina Letizia inconforme con sus réplicas

La monarca de España no ha gustado de las estatuas de cera que han hecho en su honor.

La reina Letizia es considerada la integrante más elegante de todas las familias reales europeas, pero en ocasiones su vanidad parece llevarla a extremos.

En 2009 cuando era princesa, se realizó una réplica de ella en una escultura  para el museo de cera de Madrid, pero no le gustó en lo absoluto, pues dijo que no se parecía y que además estaba muy fea.

Después, ya que fue coronada reina se hizo otra nueva escultura, que según la opinión de la mayoría era una réplica muy exacta de Letizia, pero tampoco fue de su agrado, y pidió que le quitaran arrugas, pues según ella, la hacían verse mucho mayor.

Y la tercera estatua que el Museo de Cera de Madrid ha hecho de doña Letizia, obra de M.Wade también ha sido criticada por la mayoría de las personas que la han admirado, levantando comentarios como: “¿Están seguros de que quien hace las figuras no odia al ser humano?”,  o: “Por favor, son terribles”, refiriéndose al poco parecido entre la estatuilla y Letizia.

Las tres réplicas en cera de Letizia Ortiz