French Montana se dice “víctima de bujería” en reciente viaje a Marruecos

French Montana

El rapero considera que el haber estado allá, hizo que tuviera su reciente problema cardíaco.

French Montana está convencido de que fue víctima de brujería mientras estuvo en Marruecos con su madre en noviembre pasado.

El país es popular por sus prácticas de brujería y magia negra, y el rapero considera que el haber estado allá, hizo que tuviera su reciente incidente médico.

En una entrevista con DJ Akademiks después de salir del hospital, el cantante de 35 años afirmó que alguien le hizo magia negra durante su visita a África en su cumpleaños el 9 de noviembre.

Montana llevó a su madre a Marruecos para visitar a sus parientes que no había visto en más de 20 años y explicó que la acompañó solo por precaución:

“Cuando no ves a un pariente durante 25 años, básicamente no conoces a la persona, entonces quería asegurarme de dejar a mi madre en buenas manos”, explicó. “Todo lo que la gente ve en África es dinero, por eso nadie sobrevive. Y sé que esa es la raíz de todo el mal”, agregó.

“Creo que comí algo malo. Creo que alguien estaba intentando, ya sabes… no tienen armas allí, luchan contra espíritus y esas cosas”, dijo. “Recuerdo que comí algo malo y comencé a alucinar”, recuerda Montana.

El entrevistador parecía perplejo y le preguntó si cree que fue intoxicado. “Sí, pero a su manera”, dijo refiriéndose a la práctica del vudú marroquí.

Aunque creía que la magia negra era parte de lo que lo enfermaba, también dijo que sufría agotamiento. Negó que tuviera algo que ver con las drogas y dijo que era una combinación de viajes internacionales, celebraciones de cumpleaños y la ambición de terminar su nuevo álbum y lanzarlo para fin de año.

French Montana fue llevado al hospital el 21 de noviembre con una frecuencia cardíaca alta y dolores de estómago. Mientras recibía tratamiento, los médicos dijeron que podría haber muerto si no hubiese ido al hospital. Estuvo en cuidados intensivos durante una semana y otra semana en el hospital antes de ser dado de alta. Se le ordenó quedarse uno o dos meses en cama mientras se recupera en casa.